Método 365: un sistema que potencia la creatividad

En la actualidad, tenemos la oportunidad de hacer uso de un amplio abanico de sistemas destinados a impulsar la creatividad de los profesionales, y el Método 365 o brainwriting deBernd Rohrbach es un ejemplo de ello.

Gracias a este tipo de herramientas, los empresarios, emprendedores y empleados pueden sacar a relucir su lado más imaginativo y encontrar soluciones a los problemas de una forma más ágil y sencilla.

¿Qué es el Método 365 o brainwriting?

El Método 365 se puede definir como una técnica de generación de ideas que también se conoce con el nombre de brainwriting y que tiene como misión potenciar la creatividad de los participantes desde el anonimato.

Y es que, en ocasiones, las sesiones grupales que se centran en propiciar la aportación de ideas de forma oral pueden cohibir a los miembros del equipo y poner freno a la generación de propuestas únicas e innovadoras.

Es por ello que el Método 365, que fue diseñado por el psicólogo alemán Bernd Rohrbach en el año 1968, recurre a la generación de ideas a través de la escritura y el anonimato de las personas que intervienen en la reunión.

¿Cómo funciona el Método 365 de Bernd Rohrbach?

Al centrarnos en el funcionamiento del Método 365, vemos que se trata de un sistema que se divide en las siguientes fases:

  • El moderador reúne a un total de seis personas para que escriban tres ideas en cinco minutos y las plasmen en una hoja de trabajo. En este primer paso, los integrantes deben formular propuestas de manera clara, concisa y directa, ya que solo así podrán aprovechar el escaso tiempo del que disponen.
  • Transcurridos los cinco minutos, cada miembro del equipo se encarga de leer la hoja de trabajo del compañero que tiene a su derecha y le pasa la suya al colega de su izquierda. De este modo, todos los participantes pueden nutrirse de las propuestas de los demás e impulsar su creatividad.
  • A continuación, se repite el mismo proceso hasta haber realizado seis rondas en media hora y haber generado un total de 108 ideas.

Para que el Método 365 o brainwriting que creó Bernd Rohrbach se pueda desarrollar con éxito, es importante definir el objetivo al comienzo de la reunión, así como proporcionar una hoja de trabajo en blanco a cada participante y dejar claros los pasos a seguir antes de que empiece la sesión.

Cabe señalar, asimismo, que este sistema solo será efectivo si se respetan los tiempos y los miembros del equipo proporcionan ideas nuevas y diferentes en cada ronda.

Una vez finalizada la reunión, el siguiente paso consistirá en evaluar todas las propuestas realizadas con el objetivo de escoger las más relevantes y proceder a la realización de una evaluación más profunda y exhaustiva de las ideas elegidas.

Conclusiones

El Método 365 o brainwriting fue diseñado por Bernd Rohrbach para fomentar la creatividad y la imaginación en las empresas, encontrar soluciones a los problemas de un modo ágil y fomentar la participación de forma anónima con el fin de no cohibir a los miembros del equipo.

Ya hemos hablado en otros artículos de métodos para estimular la creatividad como el método SCAMPER o la lluvia de ideas. Sin embargo, quienes recurren a este sistema, tienen la oportunidad de generar más de un centenar de nuevas ideas en solo media hora sin que ello traiga consigo un importante desgaste mental o un descenso en la productividad de los trabajadores.