El blockchain llega a las aseguradoras de automóviles

El blockchain está siendo una de las grandes tendencias tecnológicas de 2018, como ya lo fue también en 2017. Este concepto alude a una base de datos distribuida en bloques de información que se unen de manera criptográfica. En el blockchain (en español cadena de bloques o cadena articulada) es condición sine qua non que dos o más partes den su consentimiento mediante consenso para realizar modificaciones o hacer operaciones.

El blockchain ha permitido el nacimiento de las criptomonedas y ha llegado al ámbito de la banca gracias a que posibilita transacciones seguras o rápidas, pero también a otros campos como la propiedad intelectual, los acuerdos entre particulares o la identidad. Debido a su naturaleza, esta tendencia permite prescindir de todo tipo de intermediarios que hasta ahora era necesarios, como notarios, registradores, etc. Esto está facilitando que también irrumpa en otros segmentos o industrias. Uno de ellos es el de los seguros.

Se espera que el blockchain transforme en los próximos años el negocio de los seguros de automóviles tal y como lo conocemos. La firma Capgemini cree que el 41% de las aseguradoras necesitará entre uno y tres años para adaptarse al uso de esta tecnología, aunque una vez que den el salto podrán beneficiarse de algunas ventajas. Al no ser necesaria la existencia de intermediarios entre las empresas y los clientes, las aseguradoras de coches podrán ahorrarse hasta un 12% solo en costes de tramitación de siniestros.

La aplicación del blockchain en este campo se ha debatido en la XXV Semana del Seguro, que se ha celebrado en Madrid. En el evento Chris Stevens, director de la unidad de Negocios de Capgemini en España, ha explicado que la incorporación de esta tecnología permitirá nuevas maneras de distribuir información y salvaguardar datos. Asimismo, el directivo ha hablado de una mayor personalización de las pólizas gracias a la incorporación de datos de dispositivos conectados.

Stevens también cree que el blockchain va a aportar otros beneficios a las aseguradoras de coches y sus asegurados. Uno de ellos es que las empresas podrán renovar las pólizas de los clientes con la máxima transparencia, agilizar los cobros y pagos y liquidar los siniestros con mayor rapidez. Del mismo modo, esta tecnología va a favorecer la colaboración entre entidades del sector de los seguros sin pasar por los bancos u otros intermediarios. Por último, la aplicación del blockchain y otras tecnologías en el negocio asegurador podría ayudar a reducir el fraude, que cada año implica unas pérdidas de 833 millones de euros.

En la Semana del Seguro la economista Magdalena Ramada, de Wilis Tower, ha destacado que el blockchain no requiere de una organización regulatoria detrás y pronostica que eso puede ocasionar “un impacto” que cambie la venta de seguros en las próximas dos décadas.

La influencia del blockchain en este ámbito es aún pequeña. En este momento las empresas de seguros tienen por delante el reto de incorporar esta herramienta con la mayor premura posible para evitar que surjan nuevos actores que se aprovechen de las oportunidades existentes.

Durante 2017 las startups dedicadas al blockchain facturaron 3.000 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 340% respecto al ejercicio anterior. ¿Cuentas tú con una de ellas en fase inicial? En Dipcom Corporate podemos ayudarte a escalar tu proyecto. Mentorizamos empresas emergentes de todo tipo y te facilitamos la obtención de capital, financiación y acceso a inversores. Si estás interesado, no dudes en ponerte en contacto conmigo a través del siguiente formulario.

consultores-estrategicos

Valora este artículo