8 tareas que puede desarrollar una consultoría estratégica

¿Qué hace una consultoría estratégica? Para muchos estas figuras son unas grandes desconocidas e ignoran cuáles son exactamente sus labores. En realidad intentan ayudar a las empresas a mejorar su competitividad asesorándolas y ayudándolas a solventar las complejidades que les surgen durante su trayectoria.

Una consultoría estratégica puede ser de muchos tipos y resolver problemas en varias áreas, como la logística, la ingeniería, la comunicación, el ámbito legal, la tecnología, etc. pero hoy me gustaría hablarte de las tareas que llevan a cabo las de tipo general: las denominadas consultorías en el área financiera y gerencial. Por supuesto que hay muchas más tareas que las que voy a nombrar, pero explicaré las más “comunes”:

  1. Asesoramiento empresarial – consultoría estratégica

    La asesoría de negocio general y multidisciplinar es su misión principal (fiscal, estratégica, contable, rr.hh.). Pueden ofrecer el servicio durante un intervalo de tiempo concreto o de manera ocasional.

  2. Análisis financiero 

    Resultan un apoyo inestimable para buscar la rentabilidad y los beneficios, así como el mantenimiento de la liquidez. La consultoría realiza un estudio a fondo de cómo están las cuentas de la empresa y qué se puede hacer para mejorarlas. También identifican dónde se están produciendo los mayores costes y qué gastos se pueden recortar.

  3. Reestructuración global de la empresa

    En procesos de reflotamientos de empresas o en los que hay que cambiar completamente la estructura de una compañía para sacarla adelante es donde unos experimentados consultores juegan un papel fundamental.

  4. Búsqueda de inversores

    La consultoría estratégica puede funcionar como puente entre la empresa y firmas de capital riesgo, inversores corporativos o business angels. En estos casos se suele buscar que una y otros estén alineados o se complementen. Encontrar inversores o cerrar una ronda de financiación es muy útil cuando una compañía quiere expandirse o garantizar su supervivencia.

  5. Búsqueda de talento y de colaboradores

    ¿Qué profesionales necesita la empresa para dar sus próximos pasos? ¿Tiene que contratar, buscar partnerships o localizar proveedores de servicios outsourcing? Las asesorías disponen de bases de datos y una amplia agenda de contactos para dar con las personas adecuadas y con talento.

  6. Establecimiento de objetivos

    En ocasiones las empresas necesitan ayuda para marcar sus objetivos a corto, medio y largo plazo cuando han atravesado transformaciones o cambios en la gestión. La asesoría puede echar una mano concretándolos y vigilando que la compañía esté en el camino correcto.

  7. Oportunidades de negocios

    Esta figura puede identificar empresas, startups y proyectos que le resulten interesantes a la sociedad a la que presta servicios para adquirirlas, comprar una parte o absorberlas. La empresa puede haber indicado a la consultoría en qué sectores o industrias está dispuesta a invertir previamente

  8. Implementación de nuevas líneas de negocios

    Una consultoría estratégica puede ayudar a una empresa a diversificarse y entrar en nuevos mercados. La consultora le allanará el terreno para que pueda comenzar a operar en campos en los que no tiene experiencia.

Los consejeros y consultores son profesionales capaces de ver y tratar con procesos y situaciones complicadas, ya que están entrenados para ello. En Dipcom Corporate ofrecemos un servicio combinado de consultoría estratégica a través de interim management y asesoría para empresas en crisis. Tenemos un equipo multidisciplinar y contamos con diferentes fórmulas para adaptarnos a tu presupuesto y necesidades. Si estás interesado, por favor, ponte en contacto conmigo a través de este formulario de contacto.