Vender por Internet es fácil si sabes cómo

A día de hoy todos hemos escuchado hablar de comercio electrónico o e-commerce, es raro que no hayas comprado o planeado comprar a través de la Web. En el sector comercio el pulso entre la oferta y la demanda se ha trasladado, al igual que nuestros hábitos, a utilizar este medio para comprar de forma habitual. Sin embargo, para vender nuestros productos el asunto se complica, es conveniente hacer un estudio previo que nos será útil para dar el gran salto a Internet sin estrellarnos en el intento.

A priori, pueden darse dos perfiles de vendedores online: los procedentes de un negocio físico y las empresas que solo venden a través de la Red. En el caso de los primeros se parte con ventaja, tienen un negocio físico donde pueden informar a sus clientes que también van a disponer de un servicio online para realizar las compras. A menos de ser una gran empresa, tipo Zara, esto no quiere decir que el primero vaya a tener más éxito que el segundo. Ambos se embarcan en un nuevo contexto de mercado, la Red, donde las cambian las reglas del juego.

¿Qué hacer antes de lanzarse al comercio electrónico? 

Coge papel y lápiz para apuntar bien. A continuación, os dejo unos consejos que desde DIPCOM CORPORATE siempre recomendamos hacer antes de lanzarse con un proyecto online:

Tener claro que es lo que voy a vender y saber si hay personas dispuestas a pagar por ello. Haciendo una pequeña búsqueda nos daremos cuenta si hay alguien dispuesto a pagar por nuestro servicio o producto físico, o por el contrario, no hay nadie interesado en ello.

-Un estudio de mercado despejará nuestras dudas. Las grandes empresas antes de lanzar algo a la venta hacen encuestas para saber si su inversión va a merecer la pena, es lógico que no van a invertir tiempo y dinero sin unas pequeñas claves que le indiquen si ese producto va a funcionar o no. A menor escala podemos preguntar a familiares y amigos, usuarios del blog, viendo que están reclamando los comentarios de la competencia para hacernos a la idea.

Analiza tu competencia. Busca en Google como si fueras un usuario en busca de tu producto o servicio y averigua en los resultados orgánicos (SEO) y los de pago (SEM), como está la competencia del sector. Si hay mucha es que esto funciona, sino tienes un gran reto por delante para conseguirlo. ¡No te desanimes!, luego daré algunas claves para principiantes.

La tecnología no es una barrera pero es tu escaparate. Hay que ir olvidando las opciones baratas como Blogger o WordPress, la creación de un hosting y dominio, la seriedad y confianza son fundamentales en la venta online, sin ellas no hay ventas.

venta_por_internet

Cinco pistas a tener en cuenta si quieres que tu negocio online funcione:

  • Entender cómo usan los compradores Internet para comprar es vital para elegir y diseñar nuestro negocio. Primero buscan información, luego comparan y por ultimo compran, un buen posicionamiento en los buscadores es fundamental para estar entre las opciones de compra de los clientes online.
  • Tenemos que tener una propuesta única o diferente de todos los competidores, de valor creado para el cliente. Es decir, el motivo por el cual nos compra a nosotros y no a otros.
  • La clave es el cliente. Una tienda que arranca debe identificar a su cliente y su necesidad claramente y gestionarlo de manera excelente para identificarle.
  • No hacer grandes inversiones. Se puede empezar probando. Vender servicios, productos digitales o simplemente empezar por algo que empezó con un grupo de amigos escribiendo lo que les gustaría leer.
  • Buen servicio de pago. El 62,9% de las comprar por internet se realizan con tarjeta prepago (crédito, debito o Paypal). Nuestra web tiene que responder a esta demanda para tener éxito.
  • Tener un buen servicio de transporte y logística, contactar con una empresa de mensajería para saber cuánto me costará enviar cada producto, cómo se enviaran los productos. Son preguntas que nuestro comprador se hará antes de comprar en nuestra web, por lo tanto, tienen que estar bien contestadas para que se termine la operación.

Pero cuidado, no es todo oro lo que reluce, nos podemos encontrar problemas en nuestro servicio e-commerce que no podemos resolver. Si no se tienen los suficientes conocimientos es mejor recurrir a una empresa experta que nos ayude a resolver nuestros problemas antes que no tengan solución. Algunos de los errores más comunes al empezar con el comercio electrónico pueden ser los siguientes:

-Creer que tus productos o servicios se van a vender solos. El tráfico no va a llegar a tu web sin un buen plan de marketing, hace unas semanas escribí un artículo sobre cómo atraer visitas a nuestra web, ¡Échale un vistazo, te ayudará!

-No llenar tu agenda de clientes antes que sean ventas reales. La inflación de la cesta de clientes a la hora de realizar aproximaciones de venta seguro te jugará una mala pasada, no des por seguro que venderás en porcentajes inflados, es mejor ir con datos reales de los primeros meses y tener paciencia.

-No creerse imprescindible. No somos los únicos ni los más listos de la web. En internet hay personas que llevan años trabajando en el comercio electrónico, lo mejor es preguntar si no sabéis algo a especialistas o asesoraros a través de empresas como  DIPCOM CORPORATE desde donde estaremos encantados de echaros una mano. Con humildad y constancia se consigue cualquier cosa que nos propongamos.

-Cerrarse en el comercio nacional, el 60% del comercio online es internacional. Debemos tener una hoja de ruta clara, un plan de internacionalización y diseñar cómo atenderemos las peticiones internacionales de antemano. Podemos empezar con ofrecer nuestros productos en varias lenguas,  ampliando las posibilidades de compradores internacionales.

Valora este artículo