Se alquila el talento de grandes directivos… ¿Te interesa el headrenting?

Hace unos años nos habría sonado muy raro escuchar algo acerca del headrenting, el interim o la externalización de directivos. Probablemente, nos hubiera parecido insólito pensar que un jefe, en vez de estar en plantilla, se encontrara bajo un “contrato de alquiler”. Pero bien sabemos que el mundo empresarial camina a pasos agigantados y surgen constantemente nuevas propuestas que tienen como objetivo exprimir al máximo la productividad de nuestras empresas. Una de ellas es el headrenting, un nuevo concepto que llegó a nuestro país para quedarse y que consiste en alquilar el talento de un jefe para mejorar la eficacia de una empresa a la vez que se ahorran costes.

El headrenting, o alquiler de directivos, nació con una causa justificada: Estudios americanos desvelaban que los directivos solo empleaban, de media, un 20% de su tiempo en funciones indelegables de dirección. Esto se traduce en que un 80% de sus tareas son fácilmente delegables en empleados de menos nivel. Visto así, era de esperar que acabasen llegando nuevas ideas para paliar esta situación.

Pero, ojo, no nos confundamos: No estoy, ni mucho menos, intentando echar por la borda el trabajo de los directivos. Como pieza que proviene del mundo empresarial, soy absolutamente consciente de la necesidad de que haya jefes en plantilla. Sin embargo -y de ahí la necesidad de este artículo-, quiero poner sobre la mesa las ventajas que tiene contratar el talento de una persona externa en determinados momentos.

Directivos

Primer paso: ¿Por qué contratar talento headrenting?

Si estamos leyendo este punto es porque creemos que el headrenting puede ser una buena solución. Ahora es cuando nos tenemos que preguntar por qué complementar el valor de nuestros directivos con el talento de gente externa. Pues bien, no me cansaré de repetirlo: Lo que buscamos es mejorar la eficacia de nuestra empresa a un bajo coste. Y somos conscientes de que existen momentos clave en los que la empresa necesita realizar complejas decisiones, ya sea en una situación de crisis o de renovación. Es en estos momentos cuando el liderazgo de un experto nos puede ayudar notoriamente, más aún si poseemos una PYME y no nos podemos permitir contratar a un directivo full-time.

En otro artículo que publiqué hace unos meses, enumeré todas las ventajas que obtenía nuestra empresa al contratar a un directivo headrenting. No está de más recordarlas, por lo que si quieres que te las refresque pincha en este enlace.

Segundo paso: Voy a contratar a un directivo externo… Pero, ¿cómo lo hago?

Ahora que estamos convencidos de que lo que necesita nuestra empresa es un alquiler puntual -o no tan puntual…- de talento, nos tenemos que hacer la siguiente pregunta: ¿Cómo? La externalización de directivos nos permite contratar a un jefe según modalidades distintas. Ni que decir tiene que nos convendrá mejor una u otra según las necesidades de mi empresa.

Lo más común es contratar el servicio de interim management, es decir, un servicio de liderazgo limitado en el tiempo. Bajo esta medida podemos beneficiarnos de los conocimientos y experiencia de un directivo cuando nuestra empresa se encuentra en un momento complejo, como es el caso de una situación de crisis. Este tipo de alquiler puede ser ideal en algunas de las situaciones que detallamos a continuación: fusiones con otras empresas; planes de reducción de costes; reestructuraciones; momentos de crisis; conveniencia de expansión comercial; reformulación del negocio; nuevos lanzamientos; necesidad de posicionar la marca; etc. No sigo enumerando porque hay decenas de situaciones más.

Hay otra manera más de contratar a un directivo bajo la fórmula headrenting, y es el headrenting part-time. Este servicio a tiempo parcial implica que se alquile a un directivo para que se encargue de un área concreta de la empresa. De esta manera, la empresa adquiere todo el valor de ese directivo pero sin la necesidad de contratarle a tiempo completo.

Desde Dipcom Corporate, consultoría especializada en gestión de crisis, interim management y headrenting, recomendamos afrontar situaciones de crisis con la experiencia de directivos expertos. En nuestro caso, los directivos con los que trabajamos cuentan ya con una experiencia de diez años en gestión financiera, comercial y gerencial, lo que supone una garantía para nuestros clientes.

Así que, si tu empresa necesita talento renovado, replantéate esta nueva solución que aúna los conceptos de eficacia y bajo coste en una sola idea.

Se alquila el talento de grandes directivos… ¿Te interesa el headrenting?
Valora este artículo